Boystyle & Lifestyle

El debate en el estilo Lolita acerca del Lifestyle y su validez en este medio  es de conocimiento de gran parte de quienes integramos esta gran familia, debate que llega incluso a los estilos masculinos establecidos, todo aquello me ha llevado a pensar sobre el tema, creo  que ya he hablado de esto antes por lo menos en otros lados, de todos modos, deseo concentrarme en esta columna a mencionar sobre esta situación.

Para comenzar, entre las mujeres (la aplastante mayoría en el estilo Lolita), se han encontrado en el dilema que plantea a los Dresses como su única verdad por sí sola frente al planteamiento que propone un vestir Lolita a la par de un comportamiento apropiado para lo que se viste, al existir una especie de vacío legal en el tema, ha sido no pocas veces un tema de debate.

El Boystyle en general trae consigo el mismo dilema, quizá no existe prácticamente debate, pues al ser una minoría técnicamente incomunicada entre sí, simplemente, no existe hasta donde tengo conocimiento esta clase de confrontaciones ideológicas.

Refiriéndonos al Dandy en particular, estilo que existe desde comienzos del siglo XIX gracias a Beau Brummell  y que en la actualidad existe tanto dentro como fuera completamente del estilo Lolita, propone en sus raíces históricas un concepto de un caballero que se aleja del romanticismo, se preocupa esencialmente de sí mismo por medio de un cuidado propio, poniendo atención en los modales, la educación en las artes, las letras y la política, al tiempo que ve en la elegancia, una búsqueda por ser una especie de celebridad por su propia persona dentro de un determinado circulo social,  particularmente fracasados con respecto a su entorno y lo afectivo, o simplemente desencantados de aquellas cosas (parte de las circunstancias que les hacen concentrarse en sí mismos).

Con todo ello, se manifiesta que el Dandy histórico sí posee un lifestyle, y el Dandy mismo incluso se le considera como la primera tribu urbana de la historia, aún así, hay que recordar que el estilo Dandy que llevamos varias personas en el estilo Lolita, está enmarcado en otra nueva gama de conceptos, los cuales se reconocen a simple vista por las propuestas estéticas y conceptuales que traen consigo todos y cada uno de los estilos Lolita Femeninos. Ahí es donde el Dandy específicamente, entraría a debatir: ¿Dentro del Lolita debo regirme con rigor al lifestyle que propone el Dandy desde sus principios?.

En ese momento, es donde también para los hombres comienza el debate, un debate que es más personal que externo, un debate que debe revisar a conciencia, respetando la visión de otro, en caso que se diera la prolija oportunidad.

En lo personal, opino que no es necesario someterse al pleno rigor del Lifestyle si se trata de permanecer en el estilo Lolita, pienso que es un poco difícil estar desencantado de un entorno tan lleno de bellas mujeres pomposas, y pues sin más argumentos para poner en la mesa, simplemente aclaro que lo importante en primera medida como estilo, es cumplir a cabalidad y en lo posible, con lo que el estilo demanda, ya lo demás será lo que moldee la persona, no por complacer a los demás, no por ser más o menos dandy (o persona), sencillamente, porque él como ser humano, sabe así diga lo contrario, que muchas de esas buenas acciones, actitudes y modales, le ayudan, construyen para su vida, y finalmente, le hacen bien, siempre y cuando no se endiose vanamente a sí mismo (bueno, esto último si ya es un pensamiento muy personal)

Comentarios

comentarios